Parceiros

quarta-feira, 11 de fevereiro de 2009

Tus ojos me clavaron el alma con tu secreto



***Poema de Adolfo Payés***

Alma de ternura
Calcada con explosivos
Tatuada por siempre con misiles
Muertes de tus entrañas
Rostro
Mio
En tu presencia
Lo he dibujado
Con mis lágrimas marchitas de penumbra
Acaricie tus cabellos
Tus ojos me clavaron el alma con tu secreto
En el sepelio infame de tus padres
Asesinados por el delito imperial
David estrella
Símbolo represivo de tu vivencia
Huérfana
Niña
Mujer
Madura precoz de tu experiencia muerte ante tus padres
Hermanos
Primos
Tíos
Madre
Tía
Primas
No puedo escribir tu pena
Escribo y dibujo la mía con el llanto apenas enjutado
En mis venas
Corazón marchito
Por tu agonía inocencia de la vida

Alma ternura tu presencia
Hoy no tengo aliento ante tu silueta
Solo mi llanto pregonero de impotencia
Copiado con enjambres olivos de tu tierra
Marchitos por los cuerpos metales asesinos,
Tanques con su estrella de David a cuestas
Ellos
Genocidas
Parásitos del crimen
Terroristas de la vida
Presencia hitleriana hijos de su propia ignorancia
Asesinos
Cobardes
Apartheid
Maquiavelismos sentimientos sionistas

Alma ternura
Son mis palabras
Calcadas de tu rostro acribillado a tiros por los tiranos
Conocidos por todos

Alma ternura
Mis lágrimas nacen de tu presencia
Y corren como el río al sosiego mar de la inocencia niños
Martirio cotidiano

Inclino mi rostro
Para acariciar el silencio
Muerte de tu inocencia
Alma ternura nuestra

4 comentários:

Ricardo Kersting disse...

É uma barbaridade o que está acontecendo com o povo palestino, sobretudo as crianças! Este sofrimento é antigo! Estamos muito longe, só podemos rezar por estes inocentes e pedir que um dia isso termine.

Adolfo Payés disse...

Gracias por compartir la solidaridad necesaria por le pueblo palestino...

un abrazo fuerte y solidario poeta..

un beso

Cynthia Lopes disse...

Exatamente Ricardo, as crianças sempre sofrem mais as consequencias dos atos tresloucados dos adultos. Fico feliz por ter este espaço e poder divulgar toda esta dor, na esperança de um dia, a humanidade amadureça, e tudo isto fique no passado (com certeza só Deus mesmo!). bjs

Cynthia Lopes disse...

Adolfo, seus versos lindos merecem ser lidos, não só para denunciar, mas para trazer esperança! beso